Cada Suspiro…

Las decisiones de la vida nos llevan ha abrir o cerrar puertas, algunas ocasiones podemos pensar que el mañana será seguro, pero no tenemos el camino asegurado con nuestras fuerzas, dependemos para cada suspiro de la mano de Dios.